Victoria miserable

Está muy visto lo de hacer comparaciones con el Titanic, pero es que las casi tres horas de tragedia abordo, son una analogía perfecta del hundimiento de una civilización…

 

En toda civilización que se hunde por sus propios errores, se cumplen con escalofriante precisión las etapas que llevaron al Titanic al fondo del mar:

  • Excesiva complacencia y confianza. Sabemos lo que hacemos.
  • Toma de riesgos innecesarios y peligrosos. No va a pasar nada.
  • Decisiones equivocadas. Si hacemos esto, no pasará nada.
  • Negación de los indicios. No está pasando nada.
  • Negación de la evidencia. Está pasando algo pero  en realidad no pasará nada.
  • Aceptación de la realidad. ¡El buque se va a hundir, esto va a ser una tragedia!
  • Caos. ¡Sálvese quien pueda!
  • Negación de las responsabilidades. No fue culpa nuestra.

 

Hay sin embargo una importante diferencia entre el hundimiento del Titanic y el actual hundimiento de la civilización occidental. Si en el Titanic la tragedia fue causada por incompetentes y ciegos, en el hundimiento de occidente y en especial de España están presentes además los saboteadores, los que quieren que se hunda el barco.

España ahora mismo está en la etapa de negación de la evidencia. Sí, bueno, algo pasa, pero al final no va a pasar nada… Se sigue confiando en que habrá una recuperación económica, política y social.

Decíamos en El ingeniero del Titanic:

Cierto que hay hielo en cubierta, cierto que se notó un tremor, cierto que las luces parpadearon un poco. Pero volvieron a encenderse. Todo parece normal.

La orquesta aún suena. El bar está abierto. La calefacción funciona y la cubierta parece tan sólida como siempre.

Pero el ingeniero ya ha hablado con el capitán: en unas tres horas, el Titanic estará en el fondo del mar.

Resulta extraño hablar de “los enemigos de España”. Suena un poco a imperios pasados o guerras pasadas. Sin embargo los enemigos de España existen y trabajan diligentemente hacia su objetivo desde hace ya mucho:

Teniendo en cuenta que las escuelas, los institutos, las universidades, los medios de comunicación, el mundo de la “farándula”, el arte, la literatura y la música, el cine y las series de tv, les pertenecen [al “progresismo”,  el NOM, el marxismo cultural, como queramos llamarlo] hace décadas, (…) su poder crecerá a medida que los nuevos niños y muchachos, se van haciendo mayores y votan. Y todo esto sin contar a los recién llegados de otros países, que mayoritariamente votan y votarán a quién quiere abrirles las puertas y regalarles cosas.

Es una realidad  que los saboteadores están haciendo bien su trabajo. En la guerra por conquistar nuestras mentes, se podría decir que ya casi han vencido totalmente. Somos, hacemos, lo que vemos y oímos en la tv o los centros de enseñanza. Nadie ha sido inmune a esta reprogramación de nuestras mentes que se inició allá por los 90.

No vamos a citar hoy también toda la retahíla de ideas destructivas que han sido implantadas en nuestra mente y nos llevan hacia el abismo. Las hemos citado antes. Y las volveremos a citar otro día.

No. Hoy tan solo una amarga reflexión. Me comentaban ayer que el cumplimiento de la ley “antitabaco” se está relajando mucho últimamente. Por las fotos que pone la gente en Facebook, o los comentarios de los grupos de presión antitabaco, veo yo también que parece ser así. Podríamos decir, como en otras ocasiones, que “la vida se abre camino”. Pero en realidad hay otra lectura más.

A medida que España se va aproximando a la etapa del caos en su hundimiento, el cumplimiento de las leyes también se va deteriorando. La ley “antitabaco” no podía ser una excepción. De seguir por el camino actual (y todo indica que lo seguiremos), llegará un momento en que los problemas de la nación serán tan acuciantes y graves que a nadie le importará si se fuma en un bar.

Será una miserable victoria.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Actualidad España, Contra la ley antitabaco. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Victoria miserable

  1. “To continue on the current path (and everything indicates that we will continue), there will come a time when the problems of the nation will be so urgent and serious that no one will care if you smoke in a bar.”

    I hope you’re right about people having some common sense LeCroix, but I don’t know if that will be true. The Antismokers are so crazy that they’d probably complain about someone smoking in the middle of a burning building!

    :/
    MJM

    Le gusta a 1 persona

  2. Mirentxu dijo:

    El ejemplo del hundimiento del Titanic es perfecto.
    Yo añadiría:
    “Al final pidieron ayuda tirando tirando los cohetes de petición de socorro, pero los barcos que los vieron no hicieron caso”
    En el caso de España, cuando intenten desesperadamente pedir ayuda a la EU, no les escucharán, por que estarán intentando también “salvarse como puedan” sin reconocer que la culpa del hundimiento de todo Occidente está en el Sistema al que todos pertenecen.
    Al Sistema que nos está hundiendo a todos.

    Le gusta a 1 persona

    • Lecroix dijo:

      Bueno, no hicieron caso pq pensaron q estaban de fiesta eh :D. Cuando el Titanic radió que se hundía, el buque más cercano cambió rumbo para ayudar. Pero estaba demasiado lejos. Aun asi, tu analogia es valida, Mirentxu. Para cuando España pida ayuda, los demas en la UE también se estaran hundiendo (ya lo estan, estamos).

      Es mas, sospecho que España sera la ultima nacion en admitir que realmente, nos estamos hundiendo…

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s